IMPRIMIR LIBROS

CONFÍA EN HUELLA DIGITAL

Elegir los materiales adecuados para imprimir tu libro, así como escoger la imprenta correcta, es más importante de lo que pueda parecer. No solo afectará al aspecto físico del libro, sino que también influirá en la percepción del cliente potencial sobre la relación calidad-precio del producto. Es importante que sepas exactamente qué debes pedir a la hora de solicitar presupuesto a la imprenta, para que tu producto final se ajuste a tus necesidades.

En Huella Digital te ofrecemos múltiples opciones de personalización para dar a tus libros el acabado perfecto. Puedes escoger entre distintos tipos de papel, cubiertas y acabados, así como diferentes tamaños y opciones de impresión.

PREGUNTAS FRECUENTES

Antes de pedir tu presupuesto en nuestra imprenta, debes tener claros algunos detalles básicos acerca de tu proyecto, como son:

 

  • Ejemplares: Cantidad total requerida.
  • Extensión: Número de páginas, incluidas las páginas en blanco.
  • Tamaño: Dimensiones de las páginas.
  • Formato: ¿Tapa blanda o tapa dura? ¿Vertical u horizontal?
  • Encuadernación: ¿Qué tipo de encuadernado es el más adecuado para tu libro?
  • Cubierta: ¿Acabado mate o brillante?
  • Páginas en color: ¿Cuántás páginas del libro irán a color y cuántas en blanco y negro?
  • Papel: Tipo y gramaje
  • Ejemplares anticipados: Número de ejemplares y destino de los mismos para su aprobación antes de la expedición del material a granel

Es natural que a veces no tengas claro cuáles son las mejores opciones para la impresión de tu libro. Por eso, a continuación te damos algunas claves para que sepas qué escoger de entre nuestras múltiples posibilidades.

Imprimir un libro en Huella Digital es muy sencillo, solo tienes que seguir varios pasos:

 

1-Eliges las características que quieres que tenga tu libro: tamaño, tipo de papel, acabado, etc. Conforme escoges las diversas opciones, ves en directo cómo varía el presupuesto.

2-Cuando has seleccionado las características que más te encajan y estás conforme con el precio indicado, procedes a realizar el pago.

3-A continuación, tendrás que subir los archivos a la web. Nuestro sistema revisará dichos archivos para comprobar que no haya ningún error.

 

Una vez hecho esto, nuestra imprenta llevará a cabo el trabajo con las opciones que tú hayas indicado y, finalmente, se te enviará el producto a la dirección correspondiente.

Por lo general, el papel utilizado para las páginas de texto en un libro puede ser estucado o sin estucar. Al papel estucado se le aplica una fina capa de arcilla china o una sustancia sintética similar para conseguir una superficie suave y sellada. Los papeles no estucados, por su parte, pueden ser de varios tipos, aunque el más común es el papel offset.

 

Los papeles brillantes, artísticos, satinados, mates y semimates son todos papeles estucados. El principio es el mismo para todos ellos: la tinta se asienta en la superficie del papel en lugar de dejarse absorber o extender. Esto permite un registro preciso del color y una reproducción de imágenes de alta calidad. Por este motivo, el papel estucado es siempre blanco. De hecho, muchos libros que parecen utilizar papel estucado son en realidad blancos con las zonas no ilustradas impresas en un color crema claro de borde a borde.

 

El proceso de aplicación del estucado por ambas caras tiende a aplanar las fibras, por lo que, aunque los papeles estucados pueden tener exactamente el mismo peso que los no estucados, son notablemente más finos. Esto, a su vez, significa que un libro con papel estucado será considerablemente más delgado que uno con la misma extensión de página utilizando papel no estucado, y esto puede afectar a la percepción del cliente de la relación calidad-precio.

 

Los editores a menudo intentan compensar esta situación utilizando un papel más grueso y brillante (desde, por ejemplo, un papel estándar de 80 o 90 g/m² hasta uno de 150 g/m² o más), pero esto puede hacer que el libro sea mucho más pesado y difícil de manejar.

 

El papel no estucado, por su parte, está disponible en una amplia gama de gramajes, grosores y tonos de blanco y crema. Es antirreflectante y muy adecuado para una gran variedad de usos en la producción de libros. Este tipo de papel puede ser tan fino como el papel de biblia, o llegar a una calidad similar a la de los libros ilustrados para niños.

 

Por lo general, el peso se corresponde con el grosor: cuanto más pesado es el papel, más grueso es, pero algunos papeles ligeros dejan las fibras deliberadamente esponjadas para que el papel parezca más grueso. Este papel «voluminoso» se utiliza con frecuencia en las novelas del mercado de masas para dar la apariencia de una mayor relación calidad-precio.

En Huella Digital contamos con diversos tipos de papel para imprimir tu libro.

 

En primer lugar, el estucado brillo o mate, con gramaje de 115 gramos, 135 gramos, 150 gramos, 170 gramos o 200 gramos.

 

También disponemos de papel offset blanco de 80 gramos, 90 ramos o 100 gramos, así como de papel offset ahuesado de 80 o 90 gramos.

 

Otra opción es el papel reciclado nautilus classic de 100 gramos, 120 gramos, 135 gramos o 160 gramos.

 

Si prefieres imprimir tu libro con otros tipos de papel, puedes elegir entre:

  • Creator vol. 90 gramos.
  • Munken white vol. 80 gramos o 90 gramos.
  • Munken crema ahuesado vol. 80 gramos o 90 gramos.
  • Oikos fredigoni extra blanco de 100 gramos.

El lomo es la parte lateral del libro contraria al lado por el que se abre. En él, suele aparecer el título, el autor y, en algunos casos, el número de la colección en la que se enmarca el volumen, así como el logo de la editorial.

 

El ancho del lomo del libro dependerá del número de páginas y del grosor de las mismas, que vendrá determinado por el gramaje del papel. En Huella Digital contamos con una calculadora de ancho de lomo para que puedas determinar cuál será el ancho de tu libro.

 

Además, durante el proceso de impresión y encuadernación la medida del lomo puede sufrir pequeñas variaciones, por lo que es importante que nos envíes el diseño del mismo en un formato editable, para que podamos realizar los ajustes pertinentes si fuera necesario.

Al igual que ocurre con el papel de las páginas interiores, en Huella Digital disponemos de varias opciones de papel para cubierta, para que puedas elegir la que más encaje con tu proyecto:

 

  • Estucado brillo o mate de 200 gramos, 300 gramos o 350 gramos, así como estucado extragrueso brillo de 350 gramos.
  • Offset blanco de 300 gramos.
  • Reciclado nautilus classic de 300 gramos.
  • Verjurado blanco, crema o blanco roto de 300 gramos.
  • Kraft liner de 300 gramos.

Aunque pueden hacerse encuadernaciones a partir de las 30 páginas, el número mínimo necesario para que el producto se considere un libro es de 49 páginas. Si tu proyecto es más pequeño, siempre puedes añadir hojas en blanco al principio o al final.

 

Las páginas de la izquierda, llamadas páginas verso, irán numeradas con números pares, mientras que las páginas de la derecha, denominadas páginas recto, llevarán los números impares.

 

A su vez, los libros también cuentan con las llamadas páginas guarda o guardas, que son aquellas que van pegadas a la cubierta y la contracubierta de los libros con tapa dura.

No existe un tamaño concreto para un libro, aunque hay algunas medidas más habituales como son 13 x 20 cm, 15 x 23 cm o 20 x 25 cm (medidas aproximadas). No obstante, en Huella Digital puedes personalizar completamente el tamaño de tu libro, escogiendo las medidas que tú prefieras. El tamaño más pequeño es de 10×10 cm, mientras que el más grande es de 32×32 cm.

Para que el acabado de tu libro sea perfecto, puedes plastificar la portada en brillo, mate o soft touch (acabado con efecto terciopelo). De esta forma, las tapas de tu libro quedarán más protegidas y, al mismo tiempo, más bonitas.

 

También puedes añadir solapas a las tapas de tu libro, especialmente si se trata de un libro de tapa blanda o de bolsillo, para darle más consistencia.

 

Asimismo, si quieres darle una mayor firmeza a tu libro y hacerlo menos frágil, puedes escoger una cubierta de cartoné (tapa dura). Esta opción es menos flexible que la tapa blanda, pero hará tu libro más resistente.

En Huella Digital disponemos de dos opciones diferentes de encuadernado, que son:

 

  • Fresado con cola caliente / Eva: Este tipo de encuadernado rústico, también conocido como encuadernación encolada, es el que más se utiliza, especialmente para gramajes de entre 90 y 115 gramos. El resultado es un producto muy fácil de manejar, flexible y con un acabado de calidad.
  • Fresado en cola pur: La gran ventaja de esta encuadernación es la gran flexibilidad que proporciona, haciendo que el libro pueda abrirse hasta 180º sin que las hojas se suelten. Además, la alta calidad del encuadernado consigue que el libro resista muy bien el paso del tiempo. La cola pur aguanta, además, temperaturas muy extremas, por lo que tu libro estará seguro en cualquier tipo de clima. Por todo ello, el fresado en cola pur es la última tecnología de encuadernación, que cada vez toma más fuerza en el sector.

Todo libro debe disponer de un código ISBN que lo identifica como un producto único, como si fuera su DNI. En Huella Digital disponemos de una herramienta que te proporcionará la imagen del código de barras. Tú solo tienes que aportar los datos correspondientes y nuestra herramienta generará tu código ISBN.  Además, puedes hacer lo mismo con el depósito legal.

El precio de la impresión de tu libro dependerá de las características que hayas escogido, tales como el tipo de papel, el tipo de cubierta, el acabado, el tamaño, el número de páginas, etc. No obstante, en nuestra imprenta digital siempre tratamos de ofrecer precios económicos para que puedas disfrutar del mejor producto al mejor precio.

 

Además, con la opción de visualizar el presupuesto el directo conforme vas seleccionando las opciones que prefieres, podrás conocer en todo momento cuánto vas a pagar.

En Huella Digital siempre intentamos que nuestros clientes puedan disfrutar de sus productos lo antes posible. No obstante, ofrecemos una impresión de alta calidad y, por ello, requerimos de un tiempo suficiente para poder elaborar los pedidos con el cuidado que merecen.

 

El tiempo de entrega siempre dependerá de las características del libro en cuestión, pero de manera estimada la impresión de libros puede tardar entre 7 o 15 días, dependiendo sobre todo del tipo de acabado solicitado.

A la hora de enviarnos el archivo para que lo imprimamos, debes tener en cuenta una serie de especificaciones técnicas, como son:

 

  • El archivo debe estar a tamaño real.
  • Los formatos aceptados son PDFJPF y TIFF, siendo el formato PDF el más adecuado para la impresión.
  • Las fotografías o archivos en formato JPG y TIFF deben tener una resolución de 300 píxeles por pulgada (ppp) y estar en el formato de color CMYK.
  • En los archivos en formato PDF, las fuentes deben estar incrustadas.
  • Conviene utilizar sangrados y guías de corte para un mejor acabado.

Algunos clientes tienen muy claro cuál será el diseño de su libro, pero otros no cuentan con un equipo gráfico que pueda proporcionarles un diseño adecuado. Si este es tu caso, puedes contactar con nuestro departamento comercial para pedir presupuesto a través del correo comercial@huelladigital.net y nuestro equipo de diseño se encargará de elaborar tanto la maquetación como todos los aspectos de diseño relacionados.

En el proceso de impresión offset litográfico, las páginas enteras que contienen texto e imágenes se transfieren por medios fotográficos a planchas de impresión finas y flexibles, o se graban en las planchas por láser directamente desde un archivo informático (ordenador a plancha o CTP).

 

Por su parte, la impresión digital puede adoptar muchas formas, pero la más común es una forma enormemente ampliada de una impresora láser de oficina en la que el papel de texto se introduce a gran velocidad a través de una máquina desde un gran rollo. La imagen se toma de un archivo informático y se aplica mediante tinta o polvo fino. A continuación, el papel se corta en páginas a doble cara según sale del extremo de la máquina. Este método es ideal para producir pequeñas cantidades de libros al principio y luego reimpresiones de casi cualquier cantidad.

Ir arriba